中文 | English

Inicio > Relaciones China-CELAC
ESPECIAL: Economía digital ilumina el desarrollo del comercio de servicios entre China y América Latina
Xinhua
2020/09/07

  Fernando es un conductor socio de DiDi Entrega en la capital chilena, Santiago. Después de recibir un pedido en la aplicación, va a Pez Madera, una tienda de decoración artesanal, recoge los productos y los entrega al cliente en solo 25 minutos.

  Durante la pandemia de COVID-19, este tipo de servicio de entrega ha ayudado a muchas pequeñas y medianas empresas en la capital chilena que se vieron obligadas a suspender sus negocios por la cuarentena.

  Andrea Wilkendorf, fundadora de Pez Madera, explica que el servicio la ayuda a completar los pedidos, ganar una buena reputación para la tienda y aumentar las ventas.

  Según relata la empresaria, con Didi Entrega se puede repartir los productos el mismo día en que se hacen los pedidos, cuando antes tardaban días en llegar.

  Este año, se pueden ver, en la vida cotidiana de los latinoamericanos, muchos soportes tecnológicos y servicios digitales enmarcados en la cooperación entre China y América Latina, tales como detección de temperatura corporal con cámaras termográficas, sistema auxiliar de inteligencia artificial para diagnosticar la COVID-19 o servicio de transacciones en internet.

  "Debido al impacto de la pandemia, no nos queda otro remedio que elegir la forma en línea para la comunicación y la compra", afirma Zhou Mi, subdirector del Instituto de Estudios Americanos y Oceánicos de la Academia China de Comercio Internacional y Cooperación Económica, adscrita al Ministerio de Comercio.

  El experto cree que con el impacto de la pandemia, el comercio de servicios inteligente y digital está ayudando al desarrollo sostenible del comercio entre ambas partes.

  "La economía digital se está convirtiendo en un área muy potencial para el desarrollo del comercio de servicios entre China y América Latina", manifestó.

  Durante la pandemia, con la actualización del servicio de Internet Plus chino-latinoamericano, las pequeñas empresas chilenas lograron mantener sus negocios y, en otra esfera de la vida, la clavadista mexicana María José Sánchez puede continuar entrenando en su propia casa.

  Cada mañana, la deportista de 15 años, que pertenece a la selección nacional mexicana, realiza un "entrenamiento en línea" de una hora y media con sus compañeros bajo la guía de sus entrenadores a través de videollamada.

  En Latinoamérica, la crisis sanitaria ha supuesto un aumento exponencial de la demanda de telemedicina, teletrabajo y educación a distancia por la masiva cuarentena de la región.

  "En respuesta a esta situación, Huawei y los operadores trabajamos para garantizar el funcionamiento normal de las redes existentes", indica Wu Xiaoliang, vicepresidente del Departamento de Asuntos Públicos Globales de la empresa tecnológica de China Huawei.

  En opinión de Zhou, con cooperación y soporte en comunicaciones, logística, "big data" y computación en la nube, existe un espacio considerable para la cooperación entre China y América Latina en el campo del comercio electrónico.

  "El comercio de servicios es una buena manera de promover la cooperación económica y comercial bilateral, ya que con ese comercio se superan los problemas provocados por la distancia geográfica entre China y América Latina, una limitación importante para la colaboración entre las dos partes", sostiene.

  AliExpress, la plataforma de ventas minoristas global del gigante chino de comercio electrónico Alibaba, es un buen ejemplo de este tipo de colaboración.

  Debido al gran impacto del tipo de cambio y a la fuerte reducción de la capacidad de las principales líneas logísticas internacionales al inicio del brote de la COVID-19, la plataforma se vio gravemente afectada en Brasil, mercado líder de Aliexpress entre más de 200 países y regiones en todo el mundo.

  En respuesta a la situación, la plataforma lanzó Aliexpress Direct, una innovadora solución con la que se puede consolidar en un solo envío todos los pedidos en distintas tiendas del mismo comprador, quien también disfruta del envío gratuito si compra artículos por más de 30 dólares de una sola vez.

  En agosto, AliExpress redujo el límite de envío gratuito del servicio de 30 a 15 dólares. En pocos días un 50 por ciento más de usuarios se beneficiaron de la medida, que está disponible para millones de productos enviados a Brasil.

  De esta forma, AliExpress Direct se ha convertido en la segundo forma de entrega más popular entre los usuarios brasileños.

  A medida que los latinoamericanos compran productos "hechos en China" en línea, el comercio electrónico transfronterizo también ayuda a que muchos productos agrícolas de alta calidad de América Latina lleguen a miles de hogares en China, reportando así beneficios reales a numerosas pequeñas y medianas empresas de América Latina, señala Zhou.

  Sumado a esto, la cooperación entre ambas partes en el campo de la salud pública este año también se ha reforzado a través de las nuevas tecnologías.

  Durante la pandemia, la empresa tecnológica de China Huawei, Lanwon Technology Co., Ltd. y la Universidad de Ciencia y Tecnología de Huazhong desarrollaron conjuntamente un sistema auxiliar para diagnosticar la COVID-19.

  El sistema de inteligencia artificial y computación en la nube se instaló en varios hospitales en Ecuador, México, Colombia, Chile y Panamá.

  A ojos de Li Jun, director del Instituto de Investigación de Comercio de Servicios Internacional de la Academia China de Comercio Internacional y Cooperación Económica, adscrita al Ministerio de Comercio, en un momento en que el comercio mundial de servicios tradicionales está seriamente afectado por la epidemia, emergen otras oportunidades.

  "El comercio de servicios emergentes, especialmente los servicios intensivos en conocimiento que pueden suministrarse en forma digital, ha logrado cierto crecimiento contrario a la tendencia", comentó.

  La Feria Internacional de China para el Comercio de Servicios (CIFTIS, por sus siglas en inglés) se celebrará a principios de septiembre en Beijing, con la participación de empresas y asociaciones empresariales de los países latinoamericanos.

  En cuanto a las perspectivas, Zhou indica que frente a la decisión de algunos países de proteger sus propios intereses perjudicando los de sus vecinos, tanto China como América Latina abogan por el libre comercio.

  "El fortalecimiento de la cooperación en el área del comercio de servicios será una buena muestra y también ayudará a que más economías defiendan una posición abierta y cooperativa para hacer frente a la crisis y buscar un mejor desarrollo coordinado", concluye.

  (Contribuyeron a esta información los corresponsales de Xinhua Wu Hao, en Ciudad de México, y Yin Nan, en Santiago de Chile)

Para sus Amigos:   
Imprimir